7. abril 2015

Apagar antes de que se queme

Sistema de extinción altamente moderno para organizaciones de servicios para el medio ambiente

Vollautomatisches System von Rosenbauer löscht, bevor Brand ausbricht

La empresa alemana de servicios para el medio ambiente Tönsmeier se ha decidido por la tecnología de extinción de incendios fija de Rosenbauer. En tres sedes (Porta Westfalica y Paderborn en Renania del Norte-Westfalia, Oppin en Sajonia Anhalt) los equipos de extinción con monitores en combinación con un sistema de supervisión de la temperatura por infrarrojos se encargan de asegurar la máxima seguridad.


En las tres sedes la empresa familiar Tönsmeier opera instalaciones de clasificación y reciclaje para la preparación y reciclaje de residuos domésticos, industriales y comerciales. Los residuos también se transforman parcialmente en combustibles alternativos. En total ocho sistemas de extinción fijos, cada uno de ellos una combinación de monitor y sistema de supervisión de temperatura por infrarrojos, protegen las áreas hacia donde se transportan los residuos. En estos casos los dispositivos de rociado y los aspersores de agua no ofrecen protección óptima. Los sistemas de extinción de Rosenbauer, en cambio, ofrecen una supervisión constante y, en caso de emergencia, comienzan con el procedimiento de extinción antes de que se produzca el incendio.

Sistema plenamente automatizado

Si el sistema de supervisión por infrarrojos reconoce un aumento significativo de la temperatura, se envían las coordenadas de este "hot spot" al monitor. La bomba de agente de extinción se pone en marcha y se transporta una mezcla de agua y agente espumante a través de las tuberías que están siempre listas para funcionar hasta llegar al monitor. Este entonces se orienta por sí solo hacia el foco de incendio y comienza de forma rápida y fiable con el proceso de extinción.
La supervisión por infrarrojos reconoce a gran velocidad los "hot spots". Las instalaciones de protección contra incendios comunes a menudo solamente reaccionan al medir ciertas temperaturas o gases de humo en el techo del recinto. En cambio, el sistema de Rosenbauer reconoce situaciones peligrosas mucho antes y de esta forma puede minimizar significativamente el riesgo de paradas en la producción debido a un incendio.
Una ventaja adicional: mediante el uso de mezcla de agua y agente espumante, se cubren y enfrían los "hot spots" especialmente bien, además de eliminar el oxígeno del material. Para ello es necesario poco agente extintor, de forma que el material contaminado se pueda eliminar sin problemas. Efecto secundario positivo: más seguridad y continuidad en la producción.